Facebook Twitter Google +1     Admin

Natuxfera sella la alianza entre las nuevas tecnologías y el medio ambiente

20101018140109-natuxfera-400x300.jpg

Los centros Guadalinfo de El Campillo, Minas de Riotinto y Villablanca lanzan un blog para “salvar” a las distintas esferas de la Tierra y ensalzar un patrimonio paisajístico encabezado por el río Tinto

EL JUEGO DEL RECICLAJE. El blog Natuxfera tiene su origen en las actividades desarrolladas a favor de la naturaleza por la red social de centros de acceso público a Internet de la Consejería de Economía, Innovación y Ciencia, entre las que destaca El Juego del Reciclaje o el de Ploppy y el ciclo natural del agua.

Las nuevas tecnologías se alían con el medio ambiente. Los centros Guadalinfo de El Campillo, Minas de Riotinto y Villablanca, adscritos a la Consejería de Economía, Innovación y Ciencia, han lanzado a la Red el blog Natuxfera, un espacio que persigue “salvar” la Tierra mediante la concienciación de la ciudadanía sobre la necesidad de proteger cada una de las esferas que conforman el planeta azul: la biosfera, la hidrosfera, la atmósfera y la litosfera. Se trata de un dinámico punto de encuentro que da cabida a todo tipo de informaciones, investigaciones o iniciativas que contribuyan a sensibilizar a la población sobre la urgencia de preservar los recursos naturales, el reciclaje y la reducción de las emisiones de dióxido de carbono. Una educación ambiental que apunta, además, a las energías renovables como un emergente yacimiento de empleo y, por tanto, un puente hacia una economía más sostenible.

Pero Natuxfera va más allá de una mera exposición del drama que vive la naturaleza para aportar ciertos ápices de optimismo. Algo que hace mediante el ensalzamiento de la riqueza paisajística que todavía envuelve a la provincia. Un punto en el que cobra protagonismo el Tinto, que, lejos de ser un río muerto, como antaño se pensaba, por la presunta contaminación propia de la actividad minera, es un paraje vivo que, según lo certifican las investigaciones desarrolladas por la NASA y el Centro Español de Astrobiología (CAB) en el lugar de su nacimiento, en Peña de Hierro, nos aproxima, incluso, a Marte. La existencia de vida en sus aguas, caracterizadas por un enorme grado de acidez y un contenido elevado de metales, permite vislumbrar la posibilidad de una situación similar en el pasado del planeta rojo. Y todo ello en un blog que, al mismo tiempo, propugna cómo una serie de pequeños gestos pueden contribuir al ahorro de elementos esenciales como el agua y abre la puerta a que los usuarios denuncien todas aquellas prácticas poco verdes que observen en sus municipios.

La Cuenca, en el origen de la conciencia verde

El proyecto, que tiene su germen en el Juego del Reciclaje con el que Guadalinfo ya familiarizó a los niños de entre 5 y 12 años con la importancia de reutilizar los recursos y los contenedores de basura selectiva, sin olvidar el de Ploppy y el ciclo natural del agua, sitúa a la Cuenca Minera como el primer foco ecologista de la historia. La prueba, la movilización obrera que desembocó aquel fatídico 4 de febrero de 1988 en los trágicos episodios de ‘El Año de los Tiros’, en el viejo pueblo de Riotinto, que, aunque respondía, más que a ninguna otra cosa, a la reivindicación de mejoras laborales por parte de los mineros, también era, en cierta medida, consecuencia directa de los irrespirables humos que, emanados por lo que se conocía como las teleras (piras para la calcinación de mineral cuya combustión incesante desprendía ingentes cantidades de dióxido de azufre), envenenaban el ambiente de toda la comarca.

Domingo, 17 de Octubre de 2010 13:38. Pablo Pineda #. El Campillo

Comentarios » Ir a formulario

pablopineda

gravatar.comAutor: ANGÉLICA

Los compañeros Verónica, Virginia y Juan han hecho un buen trabajo, me parece fantástico el blog.
Felicidades!!!

Fecha: 20/01/2011 16:20.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris